Capítulo 5 de Nada

En los capítulos anteriores se ha dado una visión diferente de las vivencias de Andrea en la Universidad. Su carácter, a partir de ahora, se hace diferente mientras está en el ambiente universitario. Su círculo de relaciones se abre.Se atreve a diferenciar las formas de sentir de chicos y chicas.

Valora estas impresiones que recoge Andrea en todo el capítulo. Valora este recorte que traigo. Piensa en otras situaciones que hayan podido impresionarte.

[ad]

Cuando volví a reanudar las clases en la Universidad me parecía fermentar interiormente de impresiones acumuladas. Por primera vez en mi vida me encontré siendo expansiva y anudando amistades. Sin mucho esfuerzo conseguí relacionarme con un grupo de muchachas y muchachos compañeros de clase. La verdad es que me llevaba a ellos un afán indefinible que ahora puedo concretar como un instinto de defensa: solo aquellos seres de mi misma generación y de mis mismos gustos podían respaldarme y ampararme contra el mundo un poco fantasmal de las personas maduras. Y verdaderamente creo que yo en aquel tiempo necesitaba este apoyo.

Comprendí enseguida que con los muchachos era imposible el tono misterioso y reticente de las confidencias, al que las chicas suelen ser aficionadas, el encanto de desmenuzar el alma, el roce de la sensibilidad almacenado durante años … En mis relaciones con la pandilla de la Universidad me encontré hundida en un cúmulo de discusiones sobre problemas generales en los que no había soñado antes siquiera y me sentía descentrada y contenta al mismo tiempo.

Un comentario personal


Sobre esta entrada